miércoles, 2 de mayo de 2007

Rosas para ella (qué cliché)


De repente me tropecé con su recuerdo, como quien tontamente distrae la mirada y al volverla se lleva la mejor o peor sorpresa de su vida. Debería centrarme más en vivir, que en especular cómo vivir. Ese día no estaba concentrada. Estaba ahí y no lo estaba. Me encanta cuando sucede eso. Es un momento como el de hoy, en el que escribo y me detengo... escribo y no escribo... pienso que escribo y luego escribo lo que pienso...

Rosas... necesito como mil docenas. Miles, porque siempre exagero y docenas, porque -aunque me aburren los números pares - el 1 (uno) y el 2 (dos), suman 3 (tres) y el tres es mi número predilecto. No es el de la suerte porque para ello seleccioné el 7 (siete)... Debería, por tanto, comprar sólo 73 rosas.

¿Será que escucha mis pensamientos? Ojalá sólo escuche los que giran entorno a ella. Sería muy descortés de su parte oír ideas ajenas a ella. Nunca supe a ciencia cierta qué le desfilaba por la cabeza, pero si sé que le gustaban las rosas, los corazones y los labios. A mi también me atraían y no sólo eso... me encantaba que a ella le encantaran... Por eso, voy a comprar rosas rojas para ella. Ahora que lo pienso, no necesito rosas... ¡es ella quien las necesita!

Hubiese sido fantástico que yo oliese a rosas siempre, tuviera un pequeño lunar que simulase con su forma a un corazón y que mis labios fueran más pulposos. Capaz así no se hubiese apartado nunca y ahora me hiciese aún más falta. Me gusta saber que me hace falta, porque así recuerdo que no la olvido. Perpetuarla es mi tesoro y que me falte es mi esperanza de volver a encontrarla.

La vida no es fácil y las rosas están al tanto, por eso tienen espinas. Ella siempre tuvo espinas... seguramente fue la vida quien se las otorgó. Si posteriormente compro 73 rosas, las requeriré sin espinas. Nunca me cautivaron las espinas; ni las de ella, ni las de las rosas rojas. Yo no tengo púas, tengo defectos aún peores. Agradezco a Dios el no tener espinas y le pido ayuda para superar mis desperfectos.

Ese día llevaré las rosas a pasear. Sin que ella lo haya solicitado: le daré a las rosas un pequeño viaje que ella y yo nunca hicimos. Les mostraré mis hábitos y rutinas, mis amigos nuevos y los de siempre, mi entorno académico y social, mis sueños sobre la almohada y mis risas por simplezas. Si por tanta faena muere alguna de mis rosas, todavía tendré otras 72 más... todas las oportunidades que con ella no tuve.

Últimamente, las dejaré con ella; lanzaré un beso al aire, para que las acaricie; pondré mi mano sobre el pecho y sentiré mi corazón latir de desconsuelo y nostalgia; para luego seguir caminando con ella en mis pensamientos absurdos.

Sólo son 73 rosas para ella....

7 comentarios:

Virginia "Vivi" dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Virginia "Vivi" dijo...

Verito, se que te tengo olvidada, pero siempre en mis pensamientos, al leer estos escritos, me conmueven y emocionan mucho, estoy segura que es una forma de desahogarte, y aunque no ayude mucho, estoy aqui para lo que necesites, yo compraria 74 rosas rojas, porque una seria para ti, para que siempre te acompañe con su olor y su delizadeza...
TE QUIERO MUCHISIMO...

milsabores dijo...

Qué bello lo que escribes, seguro te pareces a ella, era buena como una rosa, segura estoy te acompaña desde allá, te oye y te adora...

bubu dijo...

VERO ME ENCANTO TU BLOG, YO COMO TU ESCRIBO EN MIS TRISTEZA, PERO CLARO NO TAN BIEN. EL BLOG BUENISIMO PERO EL ARTICULO QUE MAS ME GUSTO FUE ESTE, SE PERFECTAMENTE PARA QUIEN ESTA ESCRITO TE QUIERO MUCHO Y PARA LO QUE NECESITES AQUI ESTAMOS,
UN BESO INMENSO

Osiris dijo...

Como es la vida 16 agosto un dia antes de mi cumple y entro aqui por razones de mis pensamientos...que injusta la vida...mira que dejar corazones vacios y amores tirarlos al viento.
De que esta lleno este momento...y decir que lo leido antes no es cuento, el alma, corazon y vida; quien pudiera ser aquella que robo de tu corazon todo ese sentimiento!!!
Envidia! si envidia! que no diera por se amada de esta manera y poder decirle al mundo, que ha valido la pena!

Besotesss

Herlis dijo...

tu escrito es bello, se como te sientes porque yo perdi mi rosa hace 16 años, me hace falta y mucha, solo te digo que ellas desde donde estan nos ven y nos dan la fuerza para seguir adelante a pasar de los pesares de esta vida siempre estan alli sosteniendonos para no caer, entrea tu blog gracias a tu prima vanesa que es compañera de clases... escribes muy lindo sigue adelante para que se sienta orgullosa de ti...herlis rubio

milsabores dijo...

Mira Veronica, lo que encontré. Un comentario que te hice hace 4 meses.

¿Quién me iba a decir que te iba a conocer?

El día de hoy me dejó gratos recuerdos de hace tantos años.

Ojalá merendemos uno de estos días.

Ojalá quieras hacer periodismo de gastronomía, de viajes, de cosas bonitas y agradables.

Un abrazo con cariño. No dudes en llamarme.